Los guardabosques, celosos veladores del patrimonio forestal

Los guardabosques, celosos veladores del patrimonio forestal

Desde que triunfó la Revolución siempre estuvo presente la preocupación por el cuidado del patrimonio forestal, asunto impulsado por nuestro Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, quien pudo presenciar durante su lucha en las montañas de la Sierra Maestra cómo se explotaban indiscriminadamente los recursos forestales.

De ahí que en fecha tan cercana como abril de 1959 fuera aprobada la Ley número 239, conocida como el “Plan de Repoblación Forestal por el Ejército Rebelde”, con el anhelo de poblar de árboles a la Isla. Ello conllevó a la creación del Cuerpo de Guardabosques del Ministerio del Interior.

Justo hoy cuando se celebra el Día mundial del guardaforestal vale reconocer el papel desempeñado por nuestros guardabosques, calificativo que adoptamos para ellos en Cuba, en la protección del medio ambiente, su aporte a la defensa y su vigía permanente del cumplimiento estricto del espíritu de aquella Ley revolucionaria con proyecciones de futuro.

Matanzas cuenta con combatientes de este cuerpo con numerosos años de experiencia, que han sabido afrontar, incluso a riesgo de sus propias vidas, situaciones difíciles como incendios forestales, además de ser celosos veladores de nuestros recursos naturales, los árboles y los bosques.

Ni el persistente y dañino acoso del bloqueo económico, financiero y comercial del gobierno de Estados Unidos que ocasiona la carencia de recursos y equipos, ni las condiciones meteorológicas adversas han podido amedrentar ni frenar su espíritu de victoria.  

Recomendado para usted

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.